Arte Egipcio

Escultura Egipcia

La civilización egipcia es una de las primeras y más importantes civilizaciones de la historia, su poderío en el Mediterráneo abasteciendose de las bondades que ofrecía el río Nilo  levantó un imperio exitoso tanto militar como culturalmente. En este artículo relatamos brevemente la historia de Egipto, los distintos periodos de su existencia, así como las principales características de la escultura y pintura egipcias.

Historia de Egipto

Para el año 5000 a.C. los primeros nómadas se habían asentado en la región del actual Egipto y comenzaron a cultivar las tierras alrededor del Nilo, tejían lino, trabajaban con cerámica y aprendieron a emplear el bronce, más tarde, en el 3200 a.C. inventaron la escritura. El Rey Menes fue el primer Rey o Faraón de Egipto y fue capaz de unir en el 3118 a.C. la población egipcia bajo un mismo estado con capital en Memphis. El país se dividía en 42 áreas denominadas nomos dirigidas por un nomarca.

El primer periodo de la historia de Egipto se denomina Antiguo Reinado, durante este que duró hasta el 2181 a.C. se construyeron las pirámides. La primera pirámide, la Pirámide Escalonada fue construida por Zoser sobre el año 2665 a.C. La autoridad egipcia flaqueó cerca del año 2181 a.C. se produjeron una serie de guerras civiles entre las áreas internas en lo que se denominó Primer Periodo Intermedio que duró hasta el 2055 a.C. cuando Mentuhotep II unificó Egipto y formó el Reinado Medio.

Este periodo dura hasta el 1650 a.C. se caracteriza por ser una época de gran esplendor del arte y la literatura egipcios y por las brillantes campañas militares llevadas a cabo por los faraones. Los éxitos militares se tradujeron en la construcción de más pirámides.

En 1650 a.C. se produjo el Segundo Periodo Intermedio que se tradujo en el paso al Nuevo Reinado en el año 1550 a.C. de la mano de Hyskos. Este nuevo periodo duró hasta 1070 a.C. y Egipto recuperó el esplendor de años anteriores. Finalmente en el año 1070 a.C. el imperio colapsó y nunca volvió a recuperar la gloria del milenio anterior. Tras ello, Egipto se fue dividiendo sucesivamente y fue conquistada por los persas, por Alejandro Magno y más tarde por los Romanos.

Arte Egipcio

Un halo de misticismo y leyenda cubre el arte egipcio. A diferencia del resto de culturas, el arte egipcio no es independiente, sino que es comandado por el Faraón y vinculado directamente con la religión y la deificación del Faraón. Por otro lado, las características geográficas de Egipto hacen que se vea cerrado a influencias exteriores y que los materiales empleados son extraidos de las canteras egipcias por lo que suelen ser grandes bloques de granito o mármol. A continuación presentamos las principales características de la esculturas y la pintura egipcias, en otros artículos tratamos con mayor detenimiento las pirámides y las momias.

Escultura Egipcia

Los egipcios comenzaron a tallar esculturas en el año 4500 a.C. al mismo tiempo que se produjo en África y Asia. Se trata de esculturas pequeñas, simples y por lo general de mujeres. En el periodo del Antiguo Reinado, cerca del año 2900 a.C. los artistas egipcios comenzaron a tallar esculturas a tamaño real sobre piedra, muchas de estas piezas se utilizaban para para situarlas en las tumbas de los ricos una vez fallecían. Eran como cuerpos de sustitución para que los muertos los utilizaran tras fallecer.

Arte Egipcio Escultura

Para hacer las estatuas más realistas, los artistas egipcios las pintaban. Los hombres eran pintados de oscuro para mostrar que habían pasado mucho tiempo trabajando en el campo mientras que las mujeres lucían una piel más clara para mostrar que eran lo suficientemente ricas como para permanecer en casa sin trabajar en los campos. Es decir, los escultores egipcios no mostraban a las personas de la manera que realmente eran. En su lugar trataban de mostrar lo que tenían dentro, su “yo profundo”.

Durante el periodo del Antiguo Reinado, se desarrollaron tumbas, estatuas funerarias y además la escritura jeroglífica que adornaba los murales de las tumbas con inscripciones sobre los muertos. La tónica se mantuvo durante el Reinado Medio, sin embargo, además de las figuras que ensalzaban a faraones y ricos de Egiptos, también se representaban escenas de la vida diaria, acompañados de jeroglíficos que explicaban lo que estaban haciendo los personajes de los murales.

En esta época, los Faraones se representaban mucho más amigables y compasivos, lo cual les hacía más humanos, no tan enfadados ni con el semblante serio como ocurría en épocas pasadas de modo que la deificación del Faraón era mucho menor.

Con la llegada del Nuevo Reinado, se desarrolló el conocido como Estilo Amarna que muestra a las personas de manera muy dramática y exagerada es por eso que el propio faraón que impulsó este arte Akhenaten, se muestra de manera desfigurada y horrible en sus bustos.

Tras el estilo Amarna, en los alrededores del año 1200 a.C., Ramsés y sus sucesores tenían nuevos intereses en el arte, querían que fuera grandiosos e impresionante aunque los detalles no fueran refinados. Los relieves se cortan sobre la pared en lugar de quitar el sobrante como se hacía en el arte del Antiguo Reinado. Los artistas del Nuevo Reinado y sus audiencias desarrollaron un estilo más libre y entusiasta.

Relieves Egipto tallados

Pintura Egipcia

De igual manera que la escultura, las pinturas se empleaban para decorar las paredes de templos y tumbas, asimismo los papiros en ocasiones también eran decorados con pinturas. El fresco era la técnica utilizada en la mayoría de los casos, los pigmentos se diluían en agua antes de ser aplicados sobre una pared húmeda.

Los temas sobre los que trataban las pinturas egipcias eran muy variados, religión y vida quotidiana eran los más empleados. La religión era representada con un elevado simbolismo mientras que la vida quotidiana se reflejaba con gran realismo. Para diferenciar los personajes importantes de los menos importantes se empleaban figuras de mayor tamaño.

Un rasgo característico de la pintura y de los relieves en general egipcios es que las figuras se dibujaban de perfil, la ausencia de perspectiva también domina sus obras y el empleo de colores planos.

Arte Egipcio Pintura